Homepage
Cruzada
Perspectivas
Sobre Fátima
Noticias
Recursos
Tercer Secreto
Consagración
Oración
Librería
Homepage
Apostolado
Para hacer un donativo
Más información
Nuestra señora de Fatima en línea
ImageMap for Navigation ¿Por qué Fátima? Mapa del sitio Contactar
Textos virtuales

“Haz saber a Mis Ministros”

por Padre Nicholas Gruner, S.T.L.,S.T.D. (Cand.)

La Iglesia Católica, y los sacerdotes, obispos y el Papa –los ministros de Nuestro Señor- necesitan reconocer y darse cuenta que la aniquilación de naciones ocurrirá, a menos que ellos hagan la Consagración de Rusia en tiempo, y que no hay otra solución.

Las Naciones Unidas no nos librarán. El Sr. Buch en Washington no nos librará. Moscú y China no nos librarán. Si la amenaza viene de Corea del Nore, si la aniquilación viene de los Estados Unidos o de Moscú, o de todos los demás juntos, es verdaderamente indiferente en alguna forma. Pero aún hay una solución, ¡y la única solución! Y esa es la Consagración de Rusia al Inmaculado Corazón de Nuestra Señora – en la pública y solemne forma prescripta.

I.     “Ellos Lo Seguirán en el Infortunio”

Desafortunadamente, los sacerdotes Católicos y los obispos e incluso los Papa, han tenido la idea en sus mentes que tenían una opción para desobedecer el pedido de Nuestra Señora para la consagración si ellos así lo elegían.

Y así es que en Rianjo, Nuestro Señor les dice que la opción no es real. El dice, “Haz saber a Mis Ministros, que dado que ellos siguen el ejemplo del Rey de Francia al demorar la ejecución de Mi orden, como él, ellos lo seguirán en el infortunio”.

Al Rey de Francia le ordenó el Sagrado Corazón de Jesús, por intermedio de Santa Margarita María (ella no fue canonizada hasta 1920, aunque ya tenía fama de santidad durante su vida) a quien se apareció el 17 de junio de 1689, y le ordenó que el Rey de Francia dedicara, consagrara el Reino de Francia; que el emblema del Sagrado Corazón fuera puesto en la bandera de Francia; que presidiera una ceremonia pública en la corte del Rey, dadicando Francia al Sagrado Corazón.

Todos sabemos que en 1793 el último Rey de Francia, mientras estaba encarcelado antes de su ejecución, trató de cumplir esa orden. El no pudo hacerlo porque, para entonces estaba en la cárcel. El hizo alguna ceremonia privada, pero eso no fue lo que Nuestro Señor quería. El quiso una ceremonia pública solemne.

Durante 100 años los Reyes de Francia habían tenido su oportunidad. El tiempo fijado había vencido. El 17 de Junio de 1789, cien años más tarde de ese día, el Rey de Francia fue despojado de su poder; esto es, de facto, el Tercer Estado se erigió en asamblea nacional, declarándose superior al Rey. Tres semanas más tarde, el Rey fue encarcelado; y cuatro años después de eso, él fue ejecutado, decapitado. El no fue solo decapitado, o injuriado, en forma de accidente- el fue ejecutado como si fuera un criminal.

Ahora, lo  que Nuestro Señor comunicó a la Hermana Lucía, que hiciera conocer a Sus Minsitros, es lo que, en realidad, el Cardenal Ratzinger y el Arzobispo Bertone hicieron conocer a los ministros en nombre de Nuestra Señora de Fátima. Verá usted, que lo que ellos revelaron como el Tercer Secreto es en realidad una pintura de lo que tendrá lugar –yo creo que en futuro cercano- a menos que el Papa y los obispos hagan la Consagración en tiempo.

Solo faltan diez años antes que hayan transcurrido 100 años del Mensaje de Fátima. ¿Nos dará Dios tanto tiempo como el que tuvieron los reyes de Francia? Yo no pienso así,  pero puedo estar equivocado. Hay un tiempo señalado.

Como San Alfonso nos dice de la Escritura, “Todo está medido por Dios. Hay un tiempo despues del cual llega el tiempo de la justicia”.

“Haz saber a Mis mis ministros, dado que ellos siguen el ejemplo del Rey de Francia, que ellos lo seguirán en el infortunio.” Como nos dice San Pablo en la Sagrada Escritura, toda Escritura está inspirada –para corregir, para enseñar, para reprochar.

Igualmente, el hecho histórico que los Reyes de Francia rechazaran obedecer a los pedidos del Sagrado Corazón, está siendo usado por Dios para enseñar hoy una lección. Está siendo usado como un instrumento de enseñanza para el Papa y los obispos y los sacerdotes, para que obedezcan antes que sea demasiado tarde para cada uno de nosotros.

Se nos dijo, “Al fin, Mi Corazón Inmaculado triunfará”. Esa promesa es absoluta; “al fin”. Sea es este Papa o el próximo, uno de ellos hará finalmente la Consagración.

Pero infortunio para aquellos quien no la hicieron en tiempo, cuando tuvieron la oportunidad. Eso es lo que Nuestro Señor está diciendo en Rianjo –en pocas palabras.

¿Es esto posible? Debemos preguntarnos, “¿Creemos más a la Madre de Dios de lo que creemos a los Jefes de Estado? ¿Mas de lo que creemos a los líderes de movimientos tales como el Comunismo, o el Nuevo Orden Mundial, o la Francmasonería, o cualquier otro movimiento que haya por allí?

Nuestro Señor conoce los corazones de los hombres. El sabe que nosotros no podemos confiar en cualquier promesa humana contraria a Su pedido. Porque finalmente, El quiere que ese sea el camino que va a dar la paz. El no bendice ningún otro método que soslaye a Su Madre, que soslaye el plan que El ha anunciado explícitamente.

No hay otra alternativa. Nosotros podemos engañarnos a nosotros mismo de que hay otra alternativa. Pero nosotros descubriremos, a nuestra muerte, en nuestro dolor, que estabamos equivocados.

En Rianjo, la Hermana Lucía estaba rezando por la conversión de España, de Portugal, de Rusia. Ella estaba rezando por su país de adopción, España. Ella estaba rezando por el país de su nacimiento, Portugal. Ella sabía, como cualquier pastor de almas en cada país, como cualquier pastor de almas en cualquier país sabe, que entre muchos de sus pares –en realidad, aún entre el clero- que hay una gran necesidad de conversión.

Nuestro Señor le dijo, cuando rezaba por la conversión de España y Portugal, que eran consideradosmejores que muchos países. “Tu compláceme mucho rezando por la conversión de esas pobres naciones. Pídelo también a Mi Madre”.

Luego El le dictó dos oraciones y le dijo que las rezara a menudo.

La primera oración es esta: “Dulce Corazón de María, se la salvación de Rusia, España, Portugal, Europa y el mundo todo”.

La segunda oración que El le dijo que dijera en otras oportunidades fue: “Por Tu puro e Inmaculada Concepción, Oh María, obtén para Mi la conversión de Rusia, España, Portugal, Europa y el mundo todo”.

Por medio de estas oraciones en Rianjo, Nuestro Señor antes que nada nos dice que toda nación necesita conversión. Luego El insiste en que el Papa y los obispos serán castigados –y sin duda los sacerdotes también.

Y luego tenemos esa visión –que fue escrita por la Hermana Lucía- que muestra la ejecución del Ppapa por una banda de soldados, seguida por la ejecución de obispos, sacerdotes, religiosos y laicos. Esa visión es la que Nuestro Señor quiso que fuera hecha conocer a Sus mnistros. Sin duda la Hermana Lucía rezó para que al menos la visión del Tercer Secreto fuera revelada a nosotros.

Nosotros sabermos que ese no es todo el Tercer Secreto. El resto es aún peor que eso, por lejos. Pero eso es lo suficientemente malo, especialmente que las armas serán apuntadas –si no a todos- a muchos de nosotros.

II.     Movimiento de Sacerdotes de Fátima

Me gustaría entonces hacer la pregunta: ¿Cómo estamos nosotros para hacer conocer esto a Sus Ministros? Y la respuesta, pienso, es que otros ministros necesitan explicarlo a ellos.

Hay libros que lo explican. The Whole Truth About Fatima (Toda la verdad sobre Fátima) es justamente uno de ellos. La obra se compone de tres volúmenes -2.000 paginas en total. Hay muchos otros libros que explican esto. Cualquier objeción que haya aparecido ya ha sido contestada, pero, sin embargo, ninguno aquí destinará el tiempo para leer todos esos libros sobre Fátima para contestar esas preguntas. Y así, yo propongo que nosotros necesitamos sacerdotes que expliquen esto a otros sacerdotes; y sacerdotes para explicarlo a los obispos; y obispos para explicarlo a obispos y sacerdotes.

Yo propongo un Movimiento de Sacerdotes de Fátima para explicar que realmente, a pesar de todas las ilusiones que nos ofrecen los modernistas, no hay otra respuesta verdadera. Para aquellos que dicen que todos nosotros necesitamos hacer es llevarnos bien uno a otro, y que ese dogma no interesa, y ese dogma es una fuente de división, a todos ellos les digo, “su punto de vista es falso”.

Nuestro Señor dijo “Yo vengo no a traer la paz sino una espada. Aquellos que no están conmigo, están contra Mi. Una familia será dividida: la madre contra la hija, y el padre contra el hijo”.

Nuestra primera lealtad antes que nada es con Jesucristo. Y eso, eso es piedra de toque. Hay una guerra en curso –a parte de la guerra por las cabezas nucleares, aparte del Comunismo- la guerra   que comenzó antes que Adán y Eva fueran creados: la guerra entre satán y Dios.

Dios ha designado al líder de su ejército contra satán: esa es la Mujer, la Santísima Virgen María. El profetizó, “Podré enemistades entre tu,  diablo, y la Mujer (la Santísima Virgen María) Entre tu linaje y su linaje. Y tu morderás su talón y Ella apastará tu cabeza”.

Esa victoria de la Santísima Virgen es a la que el Mensaje de Fátima se refiere. Es la victoria de la Mujer sobre el dragón, vista en el Capítulo 12 del Apocalipsis. Nuestro Señor se refirió a la Santísima Virgen como “la Mujer” porque ella es la Mujer del Génesis; Ella es la mujer al pié de la cruz; Ella es la Mujer del Apocalipsis; Ella es la Mujer que aplastará la cabeza de la serpiente.

Y Ella ha declarado como va a ocurrir eso. Será por la obediencia del Papa y de los obispos a la orden de consagrar Rusia a Su Inmaculado Corazón. Esa orden la da Ella, sino la Santísima Trinidad, y Ella está transmitiendo esa orden.

Es alguna vez trasmitida como un pedido. Pero si este fue solo simplemente una invitación, algo que puede ser opcional, entonces ¿por qué será que Dios castigará al Papa y a los obispos por desobediencia? Y El se refiere a esto en Rianjo como la demora de la ejecución de Su orden.

El también se refiere al hecho que el Papa y los obispos se arrepentirán. El usa el término arrepentirse, significando que ellos hicieron la mala elección, moralmente hablando. Ellos se arrepentirán de su demora y luego finalmente consagrarán Rusia.

Nosotros debemos preguntarnos. “Qué elección tenemos? Ninguno de nosotros aquí es el Papa, y muchos de aquí no son obispos. Así, ¿dónde nos deja eso a nosotros?” Nuestro Señor contesta esa pregunta diciendo, “Nunca será demasiado tarde para recurrir a Jesús y a María”.

Es por ello que este Movimiento de Sacerdotes de Fátima es un movimiento, sobre todo de oración: una oración de apoyo a los obispos, una oración de apoyo al Papa, una oración de apoyo para otros sacerdotes de Fátima que promueven el Mensaje con toda la verdad, sin compromisos, sin avergonzarse de los pedidos. Nosotros estamos completamente concientes que ese pedido no es políticamente correcto, como ellos usan ese término en los Estados Unidos, no es algo que va a ganarnos grandes amistades con los poderes del mundo. En realidad, nosotros sabemos que tiene oposición directa y que ha tenido oposición desde el principio.

Considere que fue el gobierno civil de Portugal el que tuvo a los niños detenidos y encarcelados durante dos días. Y los niños les ofrecieron sobornos: dinero o dulces, pero ellos no cooperarían ni negarían haber visto a Nuestra Señora. Los niños tampoco cooperarían en el otro pedido del alcalde Masón –esto es, ellos no revelarían el Secreto después de haber dicho a todos que había un Secreto. Luego ellos fueron amenazados, y finalmente amenazados de muerte, y eran niños de siete, nueve y diez años de edad.

Finalmente, ellos trajeron el ejército para evitar que los peregrinos fueran a Fátima, porque aquí hay una amenaza para el bienestar del Estado de Portugal. Y si, era una gran amenaza para el bienestar del Estado Masónico de Portugal, porque fue principalmente el Mensaje de Fátima el que derrocó el gobierno Masónico. Eso tomó diez años o más. La gente debió darse cuenta que una sangrienta oposición a las cosas de Dios, que los enemigos de Dios están dispuestos a usar la fuerza. Los enemigos de Dios están dispuestos a usar amenazas.

Ellos comenzarán, ciertamente,por sugerir que nosotros ignoremos, o moderemos, o aparentemos que los hechos de Fátima no ocurrieron. Pero finalmente habrá fuerza y amenazas, si eso es lo necesario para evitar que sea escuchado el Mensaje de Nuestra Señora de Fátima.

Así cuendo Nuestra Señora afirmó que la Iglesia sufriría persecución a causa de los pecados de los hombres, eso está ocurriendo hoy. Esa persecución es la que, en parte, evita que tenga lugar la Consagración. Y se evita que la Consagración tenga lugar porque el Papa y los obispos rechazan atender y porque el Papa y los obispos está rodeados a menudo por hombres y mujeres que están trabajando para el diablo.

La Masonería es una religión, y si usted los presiona, en las más altas cortes de la tierra, los Francmasones admitirán que esta es una religión. Ellos tienen rituale. Esos rituales honran a los dioses Cananitas, los dioses que llamaban a sacrificar niños jóvenes. Nosotros tenemos el sacrificio ritual que los dioses Cananitas querían realizar: se llama aborto. El mndoestá goernado por esas gentes que promueven el aborto como sacrificio a su dios satán.

El reino de Dios será establecido en el mundo. Todos los días nosotros rezamos el Padrenuestro, nosotros decimos “Venga a nos Tu Reino”. Si somos verdaderamente sinceros en nuestra oración entonces debemos a nuestro Dios conocer la verdad de Fátima, porque así es como vendrá el Reino de Dios, visiblemente, sobre la tierra – esto es, hasta que pueda ser establecido. El verdadero Reino de Dios, por supuesto está en el Cielo, pero “Venga a nos Tu Reino, hágase Tu voluntad así en la tierra como en el Cielo”; este período de paz será dado a los pueblos del mundo, pero Dios espera nuestra cooperación.

Pero, ¿qué podemos hacer?

Hoy voy a proponer (voy a hablar sobre) un Movimiento de Sacerdotes de Fátima. El Movimiento de Sacerdotes de Fátima, es un movimiento dedicado a promover la comprensión de, y la adhesión al Mensaje de Fátima por los miembros de la Iglesia. No será esta una organización, sino más bien un movimiento de sacerdotes que responden individualmente a los pedidos de Nuestra Señora de Fátima.

III.     La Necesidad del Movimiento

Antes de explicar los detalles del movimiento que propongo, es importnte, antes que nada explicar por qué es tan necesario. Me dirijo a ustedes hoy, mis pares sacerdotes, y como me dirijo a ustedes, no solo tenemos lo que ustedes vieron en el reportaje de televisión a los Coreanos poniéndonos en peligro a todos nosotros con más radiación, sino el Oriente Medio amenaza con estallar en la IIIa. Guerra Mundial, los cadáveres y matanzas en Iraq se incrementan cada día.

Precisamente estaba leyendo en unas estadísticas que en Iraq, los Estados Unidos han gastado más dinero hoy de lo que gastaron en toda la Ia. Guerra Mundial; y que el costo esproximadamente de ocho mil millones de dólares mensuales. ¡Que despilfarro!

Rusia se ha convertido en una dictadura neo-Stalinista, aliada militarmente con China Roja – que está adquiriendo puertos y aeropuertos en los Estados Unidos – y los Estados Unidos están pagando por ello.

Las recientes elecciones muestran que los pueblos de Polonia consideran a Rusia como la mayor amenaza a su nación. Eso es solo el principio de lo que podemos esperar de la resurrección del Oso Ruso.

Mientras las fuerzas de la guerra se reúnen en todas parte, el olocausto del aborto continúa en todo el globo, con la sangre de todos los infantes asesinados clamando por castigo Divino. El asesinato de inocentes es uno de los cuatro crímenes que claman al Cielo por venganza. Las mujerees está usando células de los cuerpos de niños abortados para tratamientos de belleza.

En todas las naciones del una vez Occidente Cristiano, los gobiernos secularizados se llaman a si mismos democracias y alardéan de su libertad mientras están presionando en su ataque contra la religión, e incluso contra la ley natural.

Rusia, la que algunos se atreven a decirnos que ha sido convertida desde 1984, tiene menos Católicos que en 1917, y la expectativa de vida ha decrecido para los Rusos masculinos de 68 años en 1990 a 60 años. Las causas más importantes de muerte son la violencia (esto es, los hombres Rusos se están matando unos a otros) y el alcoholismo (ellos están bebiendo hasta morirse). Esos  no son ningunos signos de conversión, para los sestándares de nadie.

En Rusia, de la que algunos se atreven a decir que ha sido convertida desde 1984, a la Iglesia Católica apenas se le permite existir. En China, la Iglesia ha sido llevada a la clandestinidad, sus sacerdotes y obispos arrestados, encarcelados y hostigados por los funcionarios comunistas.

En otros países del llamado Tercer Mundo, las minorás católicas sufren violencia y persecución a manos de las mayorías no-Católicas. Terremotos, tsumanis, erupciones volcánicas y otros desastres naturales –algunos de nuestros hermanos sacerdotes de las Filipinas no pudieron estar aquí a causa de un tifón que los golpeó cuando estaban a punto de partir – ¡azotado y desgraciado mundo!

San Alfonso explica que Dios usa estos medios como castigo y para advertirnos de enmendar nuestras vidas. Aparentemente, la mayoría de la gente no está prestando antención. Hay amenazas de desastres aún peores por venir.

El Papa Pío XII, en 1951, dijo “El mundo está peor hoy que antes del Diluvio”. ¿Qué diría ese gran Papa del estado del mundo de hoy?

Nosotros podríamos seguir y hablar sobre lo que el Papa San Pío X dijo 43 años antes, que él estaba aterrorizado sobre todo por el estado desastroso de la sociedad humana de hoy. “¿Quién puede dejar de ver lo que es esta sociedad en el tiempo presente, más que en ninguna otra época en el pasado, sufriendo de una enfermedad profúndamente enraizada que continúa desarrollandose cada día, devorando  en su más íntimo ser, y arrastrando la humanidad a la destrucción?”  

Este es Pío X hablando hace 100 años de nuestro tiempo. El sigue diciéndonos que vista de los stremendos males que nos rodean, ¿no es esta la anticipación del hombre de perdicción, el hombre de pecado, el Anticristo que está próximo?

“Considerado todo esto,” cocncluye San Pío X, “hay buena razón para temer que esta gran perversidad pueda, como es, una anticipación y tal vez el principio de aquellos males que fueron reservados para los últimos días. Eso puede ser que ya esté en el mundo el hijo de perdición, de quien habla el apóstol”.

Incluso el Papa Juan Pablo II,con todo su optimismo por el mundo moderno, se vio compelido a admitir, no mucho antes del fin de su vida, que toda Europa había sucumbido a “una visión del hombre separado de Dios y separado de Cristo” y que “la cultura europea da la impresión de la silente apostasía de parte de la gente que vive como si Dios no existiera.”

“los resultados de esta repentina apostasía”, dijo el fallecido Papa, son “la disminución del número de nacimientos, la declinación del número de vocaciones para el sacerdocio y la vida religiosa, y la dificultad, si no el abierto rechazo, a hacer compromisos para toda la vida, incluyendo el matrimonio”.

Las palabras del Papa Juan Pablo II reflejan la espantosa realidad que a lo largo de las naciones de la antigua Cristiandad, la gran masa de la gente practica la contracepción, volviendo sus matrimonios infértiles, viviendo en desobediencia a la ley natural que está escrita en sus corazones, por no mencionar la enseñanza infalible de la Iglesia contra la contracepción. Estas gentes pierden la gracia de Dios y Sus bendiciones sobre sus familas, poniéndose bajo el poder del diablo.

¿Qué podemos decir de eso? Nosotros estamos recordando las enseñanzas de Tobías, o más exáctamente, las enseñanzas de San Rafael Arcángel en el libro de Tobías, en el Antiguo Testamento, condenando “a aquellos quienes de tal manera reciben el matrimonio como para exscluir a Dios de si mismos y de sus mentes,  y entregarse a la lujuria, como el caballo y la mula que no tienen entendimiento; sobre ellos diablo tiene poder”.  Esto es del libro de Tobías, capítulo seis si ustedes quieren verlo.

¿Quién puede negar que en esta época de anticoncepción, aborto y divorcio, el diablo realmente ha ganado poder sobre vastas masas de gentes que una vez fueron Cristianas? La familia está desintegrada, y la sociedad se esta desintegrando junto con ella. Las naciones de Occidente está muriendo por falta de hijos. Mientras las poblaciones Musulmanas amenazan invadir los últimos vestigios de la civilización Cristiana.

Al mismo tiempo, la Iglesia, también, soporta una crisis que es tal vez la peor en toda nuestra historia: el colapso de la Fe y disciplia, los escándalos en todas partes, la perdida de las vocaciones, la deserción masiva de la Iglesia hacia las sectas de todo tipo.

Las propias estadísticas del Vaticano muestran que en los últimos 26 años pasados, eso es desde 1978 hasta 2004 (si retrocediéramos hasta 1965, sería mucho peor), el número total de sacerdotes en el mundo ha declinado un 3,5%; el número de religiosos hombres un 7% y el número de mujeres religiosas un 22%. El número de sacerdotes y religiosos ha declinado mientras la población mundial creció.

Si usted toma el número de Católicos –que era en 1965 de unos 700 millones- es ahora de más de mil millones y aún tiene menos sacerdotes y religiosos para cuidar de ellos. Así, la declinacion  es mucho peor que esos números precisos.

El porcentaje de edad de los sacerdotes se está incrementado porque hay menos y menos vocaciones. Pues cada tres candidatos al sacerdocio, solo uno de los tres llega. A la tasa presente, hay 28 candidatos (eso es contando el 100% de ellos) por cada 200 sacerdotes existentes hoy. A esa tasa de un tercio –la que todavía pienso que es generosa- solo 9,3 sacerdotes salen de los seminarios por cada 100 sacerdotes que existen.

Incluso ahora, los sacerdotes de Africa, por ejemplo, están siendo transferidos a Irlanda, la que en un tiempo proveía sacerdotes a muchos lugares del mundo. Yo no se si Irlanda tuvo una  ordenación este años, tal vez hubo una. En los Estados Unidos, es la misma cosa. Hay sacerdotes de Africa e India reemplazando a los sacerdotes en los Estados Unidos. En un momento, los Estados Unidos tuvieron 50.000 saceerdotes – pienso que ahora están en 45.000 y que eso incluye los sacerdotes de visita. Las Iglesias se están cerrando en todas partes, al menos en Norteamérica y Europa.

La población mundial era en 1978 un 18% Católica; ahora es un 17%. Eso no parece muchho, pero una pérdida de un 1% es considerable. Cuando usted considera que la expansión de la población que el mundo ha soportado, esa es una gran filtración.

Al mismo tiempo, la mayoría de aquelos quienes todavía se llaman católicos ya no siente ninguna obligación de adherir a ninguna enseñanza de la Iglesia con la cual ellos pueden discrepar. Los Católicos son ahora en gran parte indiferenciables de los Protestantes y de los Judíos. Y los Judíos tienen legalizado el aborto, la contracepción y el divorcio. No es de extrañarse que el Papa Juan Pablo II hablara de una silente apostasía en la Iglesia.

Mirando el estado del mundo de hoy, ¿quien no puede ver lo que toda la suceción de Papas ha visto, que las fuerzas de la rebelión contra Cristo y Su Iglesia han empujado al mundo aún mas cerca del borde del Apocalipsis?  Esto me trae las palabras del Cardenal Ratzinger, en 1984, cuando nos dijo más sobre el Tercer Secreto de lo que dijo en el 2000.

El Cardenal Ratzinger, por supuesto, es Papa presente, Benedicto XVI. En 1984 él dijo, “Si, he leído el Secreto”. El siguió diciendo, “Ustedes pueden encontrarlo, está en la Sagrada Escritura”. Luego dijo también, “Concierne a los peligros que amenazan la fe y la vida de los Cristianos y por lo tanto (la vida) del mundo”.

Lo que nosotros vemos expuesto ante nuestros ojos, si tomamos un momento para cruzarnos de brazos y mirar la mayor pintura, esta esta este apocalipsis tomando forma a causa de la apostasía. Como dijo el Cardenal Ciappi,-como lo relacionó la Carta del Cardenal Ciappi antes de su muerte- “En el Tercer Secreto está profetizado, entre otras cosas, que la gran apostasía en la Iglesia comenzará por la cima”.

Cuando nosotros vemos que cincuenta millones de bebés están siendo asesinados todos los años por el aborto, y sabemos por la Escritura que su sangre clama al Cielo por venganza, ¿qué suerte de castigo espera a la humanidad?

¿Cuál será el castigo divino por los pecados de un mundo que está desafiando a Dios como nunca antes en la historia humana? Bien, nosotros tenemos algunas respuestas, ciertamente, en el Mensaje de Fátima. Y también tenemos respuestas en otra aparición aprobada por la Iglesia que tuvo lugar en Japón, la cual también a sido aprobada por el Cardenal Ratzinger.

Les leeré algunas de las palabras pronuncidas el 13 de Octubre de 1973, hace treinta y tres años. Nuestra Señora, cuando se apareció en Akita, no habló de ninguna caída del Comunismo. El antiguo Cardenal Ratzinger, ahora Papa Bennedicto XVI, ha descripto el Mensaje de Akita como esencialmente el mismo que el Mensaje de Fátima.

El 13 de Octubre de 1973 –en el mismo aniversrio del Milagro del Sol- Nuestra Señora dijo a la Hermana Inés, de Akita, “Como te dije, si nos hombres no se arrepientesn y mejoran por si mismos, el Padre infligirá un castigo terrible sobre toda la humanidad. Será un castigo más grande que el Diluvio. Tal como nunca ha sido visto antes. Caerá fuego del Cielo y borrará una gran parte de la humanidad, los buenos, tanto como los malos, no librándose los sacerdotes ni los fieles”.

El Cielo no ha permanecido en silencio frente a todos los males que nos amenazan. Y el Cielo está ofreciéndonos una solución. Como enseña Santo Tomás, Dios envía profetas a toda generación para advertir del peliro a Su pueblo, para decirle que ellos deben evitar el peligro y salvar sus almas.

“No desprecien la profecía”, nos dice San Pablo en I Tes. 5:19-22. Y así es bíblico para nosotros prestar atención a la profecía.

Hay aquellos que pretenderían que esto es una simple revelación privada. Si así es como ellos quieren llamar a esto, si esto los hace sentir bien, bueno. Pero como señala el Obispo Graber de Alemania, esto es más que una revelación privada, es una revelación profética publica. I algunos han argüido que esto bien estaría contenido en la Sagrada Escritura.

IV.     Fatima y la Sagrada Escritura

Me parece muy inusual que tanto el Papa Paulo VI como el Papa Juan Pablo II, cuando fueron

a Fátima, ambos volvieron sobre el mismo pasaje bíblico, Capítulo 12, versículo 1, en el cual nosotros encontramos a la Mujer de la Revelación. Esto nos lleva atrás a otra, menos conocida revelación hecha en 1946. Bruno Cornacchiola era un católico que se había convertido en un fundamentalista Protestante. El había escrito un tracto contra la Santísima Virgen, y cuando el esta fuera en el parke escribiendo su tracto, su hijo estaba jugando futball.

Uno pateó la pelota dentro de una cueva, por accidente, y el niño que fue a recuperar la no  volvió. Luego el segundo y el tercer niño fueron igualmente. El estaba tan atento a la escritura de su tracto contra la Santísima Virgen que no lo notó. Luego, algún tiempo más tarde el notó que no había ningún niño alrededor. ¿Qué les había ocurrido?

El fue a buscarlos y los encontró en la cueva. Ellos estaban hablando a la Santísima Virgen, quien tenía la Biblia en Su mano. Y cuando Bruno se aproximó, Ella dijo “Basta, esto es sufienciente. Soy la Mujer de la Revelación”. Ellq era la Mujer del Capítulo 12 del libro del Apocalipsis.

El Papa Juan Pablo II, cuando fue a Fátima en el 2000, citó el Capítulo 12:1,3,4. Si usted lee el Capítulo 12, versículos 3 y 4 usted verá que la Biblia nos habla del gran dragón rojo, cuya cola arrastró un tercio de las estrellas del Cielo. ¿Porqué citó él este versículo?

Bien, si usted vuelve atrás y estudia el simbolismo de las estrellas del Cielo, ¿que son ellas?
Ellas son el clero Ccatólico. ¿Cómo lo sabemos? En lenguaje simbólico, una estrella es lo que guía una marinero a puerto. Y dice en la Escritura que los labios del sacerdote son para guardar la sabiduría. Un sacerdote es alguien que lleva los barcos de la gente –sus almas- al Cielo. Pero un tercio de las estrellas han sido barridas por la cola del dragón y arrastradas en el lodo.

El Papa Juan Pablo II hizo de esto para citar que ese versículo y decirnos que el Mensaje de Nuestra Señora de Fátima estaba advirtiéndonos de no seguir a aquellos que había caído en el lodo, arrastrados en el lodo por la cola del dragón.

Eso está explicado en el libro The Devil’s Final Battle (La batalla final del Diablo). Usted lo encontrará en el Capítulo 13 bajo el subtítulo “El Papa Juan Pablo II ha revelado dos veces la esencia del Secreto”.  Así, es por eso los sacerdotes han sido atacados por el diablo y los sacerdotes necesitan el apoyo de la oración.

La Hermana Lucía nos dice que la razón por la que la gente ha caído es porque ellos han olvidado la oración. Es por la oración,  y especialmente por el rezo del Rosario, que nos preservaremos contra esos insidiosos y diabólicos ataques sobre nosotros, miembros del clero, sacerdotes y obispos.  Es por eso que nosotros necesitamos ese movimiento espiritual, ese movimiento en el cual, antes que nada, nosotros nos comprometeremos, ante nosotros mismos a vivir el Mensaje de Fátima, a rezar diariamente cinco decenas del Rosario, a usar el Escapulario Marrón, a consagrarnos nosotros mismo al Inmaculado Corazón de María.

Nuestra Señora nos dice, “Mi Inmaculado Corazón será vuestro refugio y el camino que los llevará a Dios”. Nosotros debemos dedicarnos nosotros mismos al Inmaculado Corazón de Nuestra Señora y tenerla como nuestro refugio en este ataque violento que nos rodea.

El mensaje de Fátima es lo que nos ha traído aquí hoy. Es ese Mensaje es el que toda la Iglesia necesita abrazar y seguir inmediatamente para la salvación de las almas y la paz en el mundo. Nuestra Señora dijo: “Si mis pedidos son atendidos, muchas almas serán salvadas y habrá paz”. Ella dijo también: “Si mis pedidos son atendidos, Rusia será convertida y habrá paz”.

Es ese mensaje el que nosotros, como sacerdotes, deberíamos levantar ahora para promover in un movimiento mundial de Sacerdotes de Fátima, usando los medios que Dios nos da. No importa lo que nosotros pensamos, cuan bien o cuan poco estemos dotados por Dios, todos nosotros estamos dotados en el sacerdocio por las gracias de Dios.

Y como Santo Santiago nos dice, “La grandeza de la fe es dada a aquellos que tienen menos cosas de este mundo”. Así, si nosotros usáramos los dones, sobre todo los dones espirituales que Dios nos da, nosotros podemos hacer mucho, ciertamente por nuestra propia salvación, y también por la salvación de aquellos que Dios pone en nuestro camino.

Y si los suficientes de nosotros nos unimos a este movimiento, podemos lograr que le Papa y los obispos hagan la Consagración de Rusia.

Por otro lado, si nosotros no hacemos nuestra parte, entonces Nuestra Señora dice: “Rusia propagará sus errores a lo largo del mundo”.

Ahora el comunismo es uno de los errores, pero ciertamente no el único error de Rusia. El primer error de esta generación es el de negar a Dios sus derechos; el derecho de Dios de ser adorado, el derecho de Dios a ser creído, el derecho de Dios de ser obedecido, el derecho de Dios de ser esperado y de ser amado.

Es también derecho de Dios, establecer Si reino en la tierra, es derecho de Dios establecer a Cristo como Rey sobre todas las ncions y es derecho de Dios establecer a la Santísima Virgen como Reina sobre todas las naciones.

Las propia primera oración que el Angel enseñó a los niños a rezar fue, “Oh Dos mío, yo Te adoro, yo creo en Ti, yo espero en Ti, yo Te amo. Te pido perdón por todos aquellos que no Te adoran, que no creen en Ti, que no esperan en Ti, que no Te aman”.

Nosotros tenemos la elección de atender a Nuestra Señora o de ignorarla. Nosotros pagaremos en esta vida, por no mencionar verdaderamente cuan probablemente en próxima vida también, un precio terrible por ignorarla. Ahora, todos los sacerdodtes tiene esta obligación. Pero yo diría que los sacerdotes y obispos en esta sala tienen más que una obligación, por ustedes han tenido más oportunidad de conocer el Mensaje.

Ustedes tienen muchas preguntas, y sin duda algunas de las preguntas no será posible que sean contestadas aquí por falta de tiempo. Pero ciertamente nosotros tenemos los libros que pueden contestar sus preguntas. Yo he estado haciendo esto por 29 años,  y no he encontrado todavía una pregunta que no pueda ser contestada. Normalmente nosotros podemos contestarlas en tiempo, pero si  no podemos, ciertamente podremos enviarlas a ustedes.

Si usted tiene un pregunta que no está contestada, lo urjo a ponerla por escrito para que nosotros podamos conservarla. Nosotros no necesitamos tener su nombre, pero si necesitamos tener la pregunta para así poder enviar la respuesta. Si usted lo desea, nosotros la enviaremos a todos los presentes, para que estedes puedan mantener su anonimato si lo prefieren. Si a usted no no improrta, entonces bien, denos su nombre junto con su pregunta.

V.      La Oposición a Fátima

Me gustaría señalar, sin embargo, que hay oposición a Fátima. No solo en el Estado, no solo por los Masones quienes trabajan en varias partes de comunicaciones y de gobierno y así sucesivamente, pero también hay oposición a Fátima dentro de la Iglesia, dentro de la Jerarquía –entre los sacerdotes, entre los obispos, entre los Cardenales.

Hubo un Cardenal que conocí durante el reinado del Papa Juan Pablo II, quien me llamó el diablo, porque me atreví a decirle que el Papa Juan Pablo debía consagrar Rusia. Con el tiempo terminé contestándole; y el me pidió mi bendición.

No se sorprendan si ustedes corren con oposición. No se sorprendan si esta viene de fuentes que ustedes no esperan. No se sorprendan si al principio usted se pregunta cual es la respuesta a las objeciones. Le aseguro a usted que hay una respuesta a cualquier objeción al Mensaje de Fátima. Si usted no la encuentra, por favor refiéramela, que si usted no la tiene yo la encontraré para usted.

La madre de Dios no pudo ser más clara; las almas se perderán por toda la eternidad y varias aciones serán aniquiladas – eso es borradas de la faz de la tierra. Hay gente que dice que Polonia, por ejemplo que Polonia, por ejemplo, fue aniquilada. No, en 1795 Polonia fue dividida, y el Estado de Polonia desapareció desde 1795 hasta 1919. Uno podría decir que desapareció otra vez desde 1949, o aproximadamente, hasta 1989.

Nuestra Señora no está hablándonos de Estados, Ella está hablando de naciones. Naciones son los pueblos. Ella está diciendo que naciones enteras serán aniquiladas. Y la Hermana Lucía, explicándolo en una entrevista (que está en las páginas 503-508 en el tercer volúmen de The Whole Truth About Fatima (Toda la Verdad sobre Fátima) y también está recontada otra vez en The Devil’s Final Battle (La bBatalla final del Diablo), dice que muchas naciones desaparecerán de la faz de la tierra.

El Obispo de Regensberg, Monseñor Graber,  “Si yo veo que los hombre y las mujeres serán asesinadas, aniquiladas, y si yo puedo evitarlo haciendo oración y penitencia, y no lo hago, entonces yo soy culpable de un crímen contra la humanidad.” Me gustaría agregar a la afirmación del Obispo Graber, si yo se que puedo evitar la aniquilación de naciones y no hago mi parte para evitarlo haciendo la Consagración pedida, entonces yo también puedo ser acusado de crimen contra la humanidad.

Cuando el Papa Pío XII consagró Rusia, como lo hizo en 1952, el 7 de julio, en la Fiesta de San Metodio, él no pidió a los obispos se unieran a él. Ahora un escritor de Fátima al tiempo de nuestra Conferencia en 1985 dijo que eso fue debido al periodismo criminal de aquellos que habían sacado las palabras de Nuestra Señora, por el Papa “unido con los obispos” para consagrar Rusia.

El Papa Pío XII quiso obedecer a Nuestra Señora. El hizo una Consagración de Rusia,  pero no fue con los obispos. Esa fue la única vez que Rusia fue consagrada en el siglo XX, pero no se hizo con la solemnidad debida que se necesitaba, la que incluía a los obispos uniéndose a él en ese acto.  

Nuestro Señor dijo a los Apóstoles, reunidos, “Toda autoridad me está dada a Mi. Id y enseñad a todas la naciones”. No es solo enseñanza individual, sino enseñanza a todas las naciones. El quiere  que los obispos usen su autoridad apostólica para enseñar a Rusia, usando especialmente los medios de la gracia – los medios que han sido dejados de lado por toda la eternidad-  por este acto de poder divino de gracia. Dios primero nos invita, pero requiere nuestra cooperación. Sin nuestra Cooperación, El no da esa gracia.

VI.     Los pedidos

El primer pedido que hizo Nuestra Señora, sobre todo, fue por la consagración colegial: eso es, la Consagración de Rusia por el Papa y los obispos reunidos, al Inmaculado Corazón de María, en una ceremonia pública solemne conducida por el Papa y los obispos católicos del mundo.

En Fátima, el 13 de Julio, Nuestra Señora dijo que Ella vendría a pedir la Consagración del Rusia. El 13 de Junio de 1929 en Tuy, España, Nuestra Señora se apareció a Lucía para decirle que el momento había llegado: “El momento ha llegado en que Dios pide al Santo Padre hacer, en unión con todos los obispos del mundo, la Consagración de Rusia a Mi Inmaculado Corazón, prometiendo salvarla por ese medio.

Cuando la Hermana Lucía más tarde preguntó a Nuestro Señor por qué El pedía esa consagración, El le dijo: “Porque quiero que toda Mi Iglesia reconozca esa consagración como un Triunfo del Inmaculado Corazón de María, para que pueda extenderse su culto más tarde, y poner esa devoción a ese Corazón Inmaculado al lado de la devoción a Mi Sagrado Corazón”.

Nuestra Señora de Fátma pidió también a los fieles enmendar sus vidas y pedir perdón por sus pecados: “Ellos no deben ofender más a Nuestro Señor, pues El ya esta demasiado ofendido”. Ella también pidió que rezáramos el Rosario todos los días, para traer la paz al mundo y en honor de Nuestra Señora de Fátima. Es también parte del Mensaje que nosotros debemos usar el Escapulario Marrón, el Escapulario de Nuestra Señora del Carmen. El Rosario y el Escapulario son inseparables, dice la Hermana Lucía. Ustedes deben hacer penitencia, especialmente aquellas penitencias requeridas por el cumplimiento de nuestros deberes diarios. Nuestro Señor explicó eso a la Hermana Lucía otra vez en España, a principio de los años 40.

Finalmente, Nuestro Señor y Nuestra Señora pidieron la devoción de los Primeros Sábados, incluyendo la Comunión de Reparación. Esto implica ir en confesión, recibir la Santa Comunión, rezar cinco decenas del Rosario y hacerle quince minutos de compañía mientras se medita en los quince misterios del Rosario. Uno debe hacer estas cuatro cosas en los Primeros Cinco sábados de cinco meses consecutivos con la intención de hacer reparación.

Por supuesto, a Nuestro Señor y a Nuestra Señora les gustaría que continuáramos haciendo esto después de los Cinco Primeros Sábados.

VII.     El Castigo Divino

Hagamos una comparación del Antiguo Testamento. Nuestro tiempo se está acortando, castigo del mundo más grande que el Diluvio está pendiente sobre nosotros. ¿Cuántas veces más debe advertirnos el Cielo antes de que prestemos atención? ¿Hemos ya recibido nuestra advertencia final?

Todavía Dios quiere librarnos, si nosotros atendemos Su advertencia. Cuando el Profeta Jonas advirtió a los Ninivitas que su ciudad sería destruída en cuarenta días como Castigo Divino a causa de su inmoralidad, el rey se cubrió de un sayal y de cenizas. El declaró días de penitencia y ayuno para toda la ciudad, y decretó que todos los hombres debían cambiar su camino del mal y de la violencia. El pensó: “¿Quien sabe? Dios puede apacarse y perdonar y ocultar su rapto de ira para que nosotros no perezcamos”.

Y Dios se aplacó. Dios ocultó se abstuvo del castigo porque ellos hicieron penitencia. Dios vio por sus actos como ellos volvieron de sus malos caminos, y Él  no llevó a cabo sus castigos. A los ninivitas , El envió al profeta Jonás para advertirles del castigo divino sobre su ciudad. Jonás era un profeta poco dispuesto; él realmente no quiso hacer eso, él no quiso decirlo a nadie. Y por esa razón, el fue totalmente extraño a eso.
¿Cómo puede la Iglesia Católica no atender la advertencia de la misma Madre de Dios sobre el Castigo Divino para todo el mundo?

En Rianjo, en Agosto de 1931, Nuestro Señor mismo dijo, “Haz saber a Mis ministros, que dado que ellos siguen el ejemplo del Rey de Francia demorando la ejecución de Mi orden, ellos lo segirán en el infortunio. Nosotros mencionamos al Rey de Francia y a Santa Margarita Maía y lo que ocurrió.

Esto hechos aún no han ocurrido, los predecidos en Rianjo. El Mensaje de Fátima no es meramente una profecía de dos guerras mundiales y el el ascenso del Comunismo.

La Hermana Lucía en su entrevista con el Padre Fuentes en 1957, mucho después de que terminara la IIa. Guerra Mundial, pudo decir esto sobre el futuro después de 1957 (respecto a los castigos tanto materiales como espirituales):

“Padre, la Santísima Virgen está muy triste porque nadie ha prestado ninguna atención a Su Mensaje, no los buenos ni los malos. Los buenos continúan su camino sin dar ninguna importancia a Su Mensaje. Los malos, no viendo el casto de Dios caer realmente sobre ellos, continúan su vida de pecado sin siquiera interesarse por el Mensaje. Pero créame, Padre, Dios castigará al mundo y eso será de una manera terrble…

“Dígales Padre, que muchas veces la Santísima Virgen dijo a mis primos Francisco y Jacinta y a mi misma, que muchas naciones desaparecerán de la faz de la tierra. Ella dijo que Rusia será el instrumento de castigo elegido por el Cielo para castigar al mundo si nosotros no otenemos de antemano la conversión de esa pobre nación.

“Padre, el diablo está empeñado en emprender una batalla decisiva contra la Santísima Virgen. Y el diablo sabe que es lo que más ofende a Dios y lo que en un corto espacio de tiempo ganará para él el mayor número de almas. Así, el diablo hace todo para vencer a las almas consagradas a Dios, porque de esa forma, el diablo logrará dejar abandonadas las almas de los fieles de sus pastores, por eso más facilmente se apoderará de ellas. (Ver www.fatima.org/trirdsecret/frfuentes.asp).

Por lo tanto, el doble castigo, material y espiritual, del que Nuestra Señora de Akita advirtió en 1973. Sin duda lo que se reveló en las palabras de Nuestra Señora de Fátima seguramente acompañó y explicó la visión del Tercer Secreto – la parte que no ha sido revelada.

VIII.     ¿Por Qué Adherir al Dogma de la Iglesia?

Nosotros debemos recordar que Nuestra Señora ha prometido que el dogma de la Fe será sempre preservado en Portugal,  llevándonos a creer que el dogma de la Fe no será preservado en otras partes. Nosotros hemos visto evidencia que la gente piensa que puede simplemente abandonar el dogma, como si esto no importara.

Pero si nosotros leemos lo que verdaderamente dice el dogma, esta es una solemne definición de los propios pronunciamientos de la Iglesia; no pueden ser cambiados. No pueden cambiarse en ningún otro sentido. No puede ser modificado o suavizado. Esto es lo que la Iglesia ha definido:

“Hay sino una Iglesia Universal de los fieles, fuera de la cual nadie puede salvarse.”

Y otra vez: “Nosotros declaramos, decimos, definimos y pronunciamos, que es absolutamente necesario para la salvación de toda criatura humana estar sujeto al Romano Pontífice.”

Y la tercera definición es más explícita todavía, aunque las dos primeras sean realmente explícitas:

“La Santa Iglesia Romana cree firmemente, profesa y predica que ninguno de aquellos que exísten fuera de la Iglesia Católica, no solo paganos, sino también Judíos, herejes y cismáticos, puede tener participación en la vida eterna. Sino que ellos irán al fuego eterno que está preparado por el diablo y sus ángeles, a menos que antes de morir ellos se unan a ella.

“Tan importante es la unidad de ese Cuerpo Eclesiástico, que solo aquellos que permanezcan dentro de esta unidad pueden aprovechar por los Sacramentos de la Iglesia hasta la salvación. U ellos solos pueden recibir una eterna recompensa por sus ayunos, sus limosnas, y otras obras de Cristiana piedad y los deberes de un soldado Cristiano.

Ninguno, sean tan grandes como fueran sus limosnas, ninguno aún si derramó su sangre por el nombre de Cristo, puede salvarse a menos que permanezca en el seno y la unidad de la Iglesia Católica.” Papa Eugenio IV, de la bula Cantate Domino.

Este es el dogma que hoy está bajo ataque, y ya vemos que la gente ni siquiera se da cuenta que por despreciar esto, ellos han dejado la Iglesia. Ellos no pueden ser miembros de la Iglesia, si rechazan deliberadamente creer lo que ha sido solemnemente definido.

Démonos cuenta entonces que nosotros hemos estado sufriendo un ataque. “Nosotros no debemos esperar por un llamado al mundo que venga de Roma de parte del Santo Padre para hacer penitencia. Ni debemos esperar que el llamado a penitencia venga de nuestros obispos en nuestras diócesis. Ni de las congregaciones religiosas”. Esta es la Hermana Lucía hablando. “¡No! Nuestro Señor ha ha usado muy a menudo estos medios y el mundo no ha prestado atención. Es por eso que ahora, es necesario para cada uno de nosotros reformarnos espiritualmente. Cada persona no solo debe salvar su propia alma sino ayudar a las almas que Dios ha puesto en su Camino”. (Ver: www.fatima.org/thirdsecret/frfuentes.asp).  

Usted puede unirse ahora al Movimiento de Sacerdotes de Fátima, diciemdo simplemente en su corazón que usted pertenece a la Santísima Virgen y obedecerá Su Mensaje todo e íntegro. Dios los bendiga.




amigable a su impresora
Pagina inicial

imagemap for navigation Página inicial Mapa del sitio Contactar Buscar